¿POR QUÉ LUBRICAR CON P.T.F.E.?
Nuestros lubricantes, en cuya composición figura el P.T.F.E., son de alta precisión y de larga duración, aumentando de forma muy considerable los intervalos de engrase. Los recubrimientos hechos con P.T.F.E. se han vuelto de uso indispensable para los ingenieros en la industria en general debido a sus propiedades tan exclusivas:

-Excelente resistencia química
-Resistencia superior a las altas temperaturas
-Alta resistencia a la abrasión
-El menor coeficiente de fricción de todos los productos del mercado (0,02)
-Fuerte adherencia a los metales y a las aleaciones
-Ahorro en el consumo de energía hasta un 15%
-Aumento de producción hasta un 17%
-Reducción del desgaste hasta un 18%
-Alto rendimiento (1 gramo de P.T.F.E. lubrica 5 m²)

El P.T.F.E. aplicado sobre una superficie, hace sobre la misma se cree una película protectora, lo cual evita los desgastes del material, principalmente en las arrancadas en seco, en las cuales se produce el 80% del desgaste de la pieza mecánica. En usos de Automoción, dosificando a un 5% podremos obtener una lubricación optima hasta 80.000 km. U horas equivalentes (10.000 km.aprox. 170-200 horas).

Con el P.T.F.E., conseguimos lubricantes con una gran dispersión estable, tanto con solventes minerales o sintéticos, sea cual sea su carga de aditivos o viscosidad. Los mecanismos industriales están diseñados para obtener un comportamiento óptimo bajo condiciones normales de funcionamiento, pero en la práctica estos mecanismos sufren a menudo sobrecargas que provocan fallos mecánicos, pérdidas de producción, altos costos de mantenimiento y roturas mecánicas. Es por esto nuestra recomendación del uso de nuestros lubricantes con P.T.F.E.

Son de gran interés sus propiedades anticorrosivas, de estabilidad térmica, ahorro de consumo (consecuencia de una mejor fricción) soporte de altas cargas, se fija fuertemente a los metales debido a su elevada propiedad dieléctrica, repele y elimina el agua (las coberturas con P.T.F.E. son hidrofóbicas y oleofóbicas), reduce el par de arranque con cargas variables, muy buena estabilidad mecánica, buena resistencia a agentes químicos (ácidos y sosa cáustica).

Es muy importante su propiedad trisotrópica: a alta velocidad disminuye su viscosidad. Cuando se reduce la velocidad aumenta la viscosidad.
Muy pocas sustancias se adhieren en forma permanente al P.T.F.E. En general todas se desprenden fácilmente. El coeficiente de fricción del P.T.F.E. es el más bajo de los actualmente conocidos ( Fuente: Guiness Book of Records). Dicho coeficiente es sólo un tercio del valor de la relación de su fuerza de tensión, mientras que en otros plásticos y en la mayoría de los metales es igual o superior. Es más bajo que el grafito y que el bisulfuro de molibdeno. Frente al acero, el coeficiente de fricción es de 0,04 a 0,016, dependiendo de la carga, velocidad de esparcimiento y recubrimiento utilizados. A velocidades lentas (o a altas temperaturas), este bajo coeficiente se explica por la formación de una película fina y orientada de un grosor de 100 a 400 Angström.

• La Tribología

La tribología es el estudio de la fricción. En su acepción más amplia, es la ciencia y la técnica de los sistemas en movimiento que se encuentran en contacto mutuo. Prácticamente todo lo que se mueve forma parte de un sistema tribológico. El informe Jost estimó que con una correcta aplicación de los principios tribológicos, se podría ahorrar cada año, en el Reino Unido, una cantidad cercana a los 520 millones de libras esterlinas.

Entre las principales consecuencias de la fricción, podemos destacar el desgaste, el calentamiento y la pérdida de energía y potencia.

Por tanto, la reducción de la fricción lleva implícito una reducción del desgaste de las piezas, con el consecuente ahorro de mantenimiento y repuestos de estas, a una disminución de la temperatura de trabajo, un ahorro de energía y lubricante, con lo que se consigue aumentar la vida útil de la maquinaria.

El desgaste es la pérdida de material por frotamiento que tiene lugar en algunas piezas.

Existen tres tipos fundamentales:

• Desgaste adhesivo: se produce por contacto de las superficies metálicas en frotamiento, cuando éstas no están separadas por una película de aceite. Se debe a las dificultades de adaptación de las piezas por defecto de fabricación, que siempre existen, y las rugosidades que tienen las superficies de contacto por muy terminadas que estén.

• Desgaste corrosivo: Debido al ataque de las superficies metálicas por agentes agresivos con formación de compuestos metálicos de menor resistencia y que se liberan fácilmente con el frotamiento .

• Desgaste abrasivo: Debido a la presencia en la zona de rozamiento de partículas extrañas de tamaño y dureza suficiente para producir un arrastre de material de la superficie metálica.

Es por todo esto que las lubricaciones realizadas con P.T.F.E. evitan estos tipo de desgaste. Queremos resaltar el gran valor que tiene el P.T.F.E. por su inercia química que le hace inalterable a los ácidos, a las bases ya los agentes atmosféricos. Su elevada resistencia mecánica que evita la rotura y el desgaste, su elevado poder dieléctrico y su bajo coeficiente de fricción le confiere un papel privilegiado dentro del mundo de los lubricantes y grasas.

ANTIADHERENCIA

Muy pocas sustancias se adhiere en forma permanente al P.T.F.E. En general se desprenden todas fácilmente.

El P.T.F.E. tiene el coeficiente de fricción más bajo de todas materias sólidas del mercado.

NOTA: un 80% del desgaste es ocasionado durante los 10 primeros segundos del arranque (Fuente: SAE).

ANTIHUMEDAD

Las coberturas con P.T.F.E. son hidrofóbicas y oleofóbicas. En la mayoría de los casos las superficies son autolimpiantes. Disuelve óxido y rechaza agua y suciedades.


RESISTENCIA AL CALOR

Los recubrimientos industriales con P.T.F.E. en general pueden operar en forma continua a temperaturas del orden de los 290ºC y pueden ser usados en servicios intermitentes a 315ºC, con adecuada ventilación/disipación.

ESTABILIDAD CRIOGÉNICA

Soporta temperaturas extremas, hasta -50º C, sin perder sus propiedades.

RESISTENCIA QUÍMICA

El P.T.F.E. normalmente no es afectado por los productos químicos. Los únicos productos químicos conocidos que pueden afectarle, son los metales alcalinos fundidos y los agentes fluorados altamente reactivos.

PRODUCTOSVer imágenes